La empresa Huawei en retirada tras verse en medio de la guerra verbal entre Trump y China

Es el titán de la tecnología china, número uno en equipos de telecomunicaciones y segundo en ventas de teléfonos inteligentes.

Pero después de una semana terrible en la que muchos de sus socios cortaron los lazos con ella, y en la cual se encontró en el centro de una guerra verbal entre EE.UU. y China, ¿está Huawei en plena retirada?

Fue el lunes cuando se aclararon todas las implicaciones de la decisión del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de añadir a Huawei a una lista de empresas que tienen prohibido comerciar con Estados Unidos.

Google reveló que cumpliría la orden, y esto significaba que el acceso de Huawei al sistema operativo Android estaría restringido y que sus futuros clientes no podrían obtener aplicaciones como Gmail y YouTube.

Justo al día siguiente, Huawei había organizado un gran evento en Londres: el lanzamiento del último dispositivo con su marca Honor, que ha tenido un gran éxito conquistando a una audiencia joven para teléfonos de alta calidad pero asequibles.

Asistimos al evento al que fueron periodistas de toda Europa y nos encontramos con un fan de Huawei que había ganado un concurso para asistir en persona.

Honor 20La gama de teléfonos inteligentes Honor 20 se mostró una semana que resultó difícil para Huawei.

Kalpesh Depala nos explicó cuánto le gustan los teléfonos de Honor y toda la marca Huawei. Pero incluso él admitió que las noticias sobre Google lo habían preocupado y que la seguridad era su principal preocupación:

“Conociendo las violaciones de seguridad que pueden ocurrir, especialmente con lo que sucedió con WhatsApp, ¿quién sabe qué puede pasar con Huawei, especialmente si no reciben los nuevos parches de seguridad?”

Luego asistimos al típico lanzamiento al mercado de un teléfono inteligente, lleno de descripciones sin pausa de las capacidades del Honor 20, especialmente una cámara que parecía rivalizar con las de los teléfonos Samsung y Apple, que son mucho más caros.

Pero en una presentación que duró una hora, dos palabras, Google y Android, fueron notables por su ausencia.

George ZhaoGeorge Zhao, presidente de Honor, una sub-marca de Huawei, no mencionó Google ni Android.

Posteriormente, el analista de móviles Francisco Jeronimo, de IDC, se rió cuando mencioné esto, pero estuvo de acuerdo en que todo el asunto estaba proyectando una larga sombra sobre el futuro de Huawei en el sector de los teléfonos inteligentes:

“Teniendo en cuenta la calidad de los dispositivos y los precios, nada ha cambiado”, dijo.

Pero los minoristas con los que él había hablado dejaron claro que si a finales de año no se levantaba la prohibición de EE.UU., no seguirían almacenando nuevos productos de Huawei.

“Sin poder ofrecer los servicios de Google, será muy difícil para Huawei vender cualquier producto fuera de China”, afirmó.

El analista había creído que Huawei iba a superar a Samsung en el puesto número uno en el mercado de teléfonos inteligentes, pero ahora eso parece poco probable.

En la misma semana, las noticias para la firma china empeoraron, y el diseñador británico de chips Arm le dijo a su personal que dejara de trabajar con Huawei.

Si bien la falta de aplicaciones de Google tiene un impacto más directo en los consumidores, Emily Taylor, del grupo de expertos de Chatham House, dice que el final de la colaboración con Arm es más grave a largo plazo.

“Arm es un diseñador importante para casi todos los diseñadores de teléfonos móviles en el planeta”, explica.

También advierte que existe un peligro de fractura en la industria de producción de celulares si a Huawei y otras empresas chinas se les niega el acceso a la tecnología occidental. “Esto los motivará a tratar de mantenerse en pie solos”.

Puesto de HuaweiHuawei niega que suponga un riesgo para ningún país.

Mientras tanto, la temperatura en la guerra verbal entre Estados Unidos y China está aumentando.

El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, acusó al fundador de Huawei, Ren Zhengfei, de mentir sobre los vínculos de su compañía con el Partido Comunista de China y dijo que esos vínculos ponen en riesgo la información estadounidense que pasa a través de sus redes.

Eso sí, los comentarios de Donald Trump mostraron lo difícil que es predecir cómo se desarrollará esta batalla. Primero llamó a Huawei “muy peligroso”; luego dijo que la disputa podría resolverse si las negociaciones comerciales de Estados Unidos con China terminaran con éxito.

Los compradores de teléfonos móviles solían pensar en el precio y las especificaciones a la hora de elegir un nuevo dispositivo, ahora también tienen que preocuparse por la geopolítica.

 

 

fuente:bbcmundo