Israel supera las 700 muertes por Coronavirus

Cerca de 2,000 nuevos casos de coronavirus se registraron en Israel alrededor de las últimas 24 horas, con 1,380 confirmados a lo largo de hoy, así como más de una decena de defunciones adicionales.

Con ello, los casos acumulados de coronavirus en el país se han elevado a 96,093, de acuerdo con los datos más actualizados del Ministerio de Salud de Israel publicados este martes.

Un total de 1,659 nuevos casos fueron confirmados en total a lo largo del lunes.

La cifra de muertes se ha elevado a 708, mientras que 71,990 se han recuperado ya de la enfermedad.

Los contagios activos de coronavirus en este momento en el país son 23,711, de los que 22,889 se encuentran en aislados en su domicilio particular o en instalaciones especiales, mientras que 822 están hospitalizados.

La mayoría de los pacientes con enfermedad activa se encuentran estables, en tanto 164 están en estado moderado y 404 en estado grave, de los que 117 están intubados a ventilación mecánica.

Según la dependencia gubernamental, un total de 26,037 pruebas de detección de coronavirus se realizaron a lo largo del lunes.

Este martes, funcionarios del Ministerio de Salud expresaron su preocupación por el creciente número de personas en estado grave.

El subdirector del Ministerio de Salud, Itamar Grotto, dijo durante una discusión en la Knéset que, si bien las tasas de infección han disminuido un poco, “lamento ser un aguafiestas. El mejor indicador es el número de pacientes graves y hay 410 en este momento. Estamos preocupados”.

La cifra de pacientes graves eventualmente descendió ligeramente a 404 en el transcurso del día, según la última actualización de datos del Ministerio de Salud.

Grotto también expresó su inquietud por la apertura de escuelas israelíes, que está prevista para el 1 de septiembre. Dijo que las altas tasas de infección en las escuelas son una preocupación y que dudaba particularmente en aprobar el ciclo escolar de secundaria y preparatoria “porque son un vector importante de infecciones”.

El comisionado especial del gobierno israelí contra el coronavirus, Ronni Gamzu, dijo que estaba “perdiendo el sueño” por la inminente apertura de escuelas. También pareció considerar la idea de restricciones de movimiento para las Fiestas Mayores del judaísmo en septiembre, aunque dijo que era demasiado pronto para hablar sobre el asunto.

El Ministerio de Salud y de Cultura acordaron que los sitios culturales en interiores abrirán el 1 de septiembre, con reglas de seguridad específicas que aún no se han acordado ni publicado.

Las dependencias dijeron que los lugares se abrirían de acuerdo con un esquema determinado por Gamzu.

“Este paso se une a las noticias de la semana pasada sobre el regreso de los eventos culturales a las áreas al aire libre. Es hora de devolver la cultura a los lugares cerrados y revivir el mundo cultural”, dijo el ministro de Cultura, Jili Tropper.