Director ejecutivo de Pfizer enciende vela de Janucá

El director ejecutivo de Pfizer, Albert Bourla, un ciudadano griego de religión judía, fue invitado por la Embajada de Israel en EE. UU. a encender la séptima vela de Janucá.

Albert Bourla afirmó que Janucá es una historia de determinación de cara a una enorme adversidad y de lo imposible volviéndose posible, en referencia al milagro del aceite que duró por ocho días.

“En esta Janucá, mientras este extremo año concluye y comenzamos a ver un nuevo comienzo, estamos celebrando ambas [historias]: el increíble espíritu humano y determinación que tomó desarrollar la vacuna contra COVID-19 y cómo estos esfuerzos hicieron de lo imposible, lograr la vacuna lo más rápido que se pudiera, posible”, indicó Albert Bourla.

Albert Bourla manifestó sus agradecimientos a los hombres y mujeres que trabajaron en los últimos nueves meses en el desarrollo de la vacuna de Pfizer-BioNTech.

“Y doy gracias a Dios”, continuó, “por guiar nuestros esfuerzos y ayudarnos a entregar en esta época de gozo y renovación un regalo para todo el mundo. Les deseo a ustedes y a sus seres queridos una feliz Janucá y un 2021 lleno de bendiciones. Cuídense”.

Al presentar a Albert Bourla, el embajador israelí en Washington, Ron Dermer, destacó el origen de la familia del directivo en la ciudad de Salónica, cuya mayoría de población judía fue asesinada por los nazis durante el Holocausto y solo unos pocos sobrevivieron, entre ellos, los padres del director ejecutivo de Pfizer.

“75 años después de que los nazis asesinaron a millones, el Dr. Bourla está encabezando la carrera para salvar a millones”, dijo Dermer sobre el empresario. “Bajo su liderazgo, Pfizer ha mostrado a más de 7 mil millones de personas que habitan en nuestro mundo que hay luz al final de lo que ha sido un muy oscuro túnel”.