DESARROLLA TERAPIA CONTRA EL CÁNCER AVANZADO

La israelí Compugen, que hace investigaciones y fármacos en inmunoterapia para el cáncer, reveló el martes resultados preliminares alentadores de su ensayo clínico de fase 1 para un anticuerpo que actúa contra un nuevo objetivo de medicamento contra tumores malignos (PVRIG, por sus siglas en inglés) en pacientes con cáncer avanzado.

La compañía, que cotiza en la bolsa de valores de Nasdaq y Tel Aviv, pionera en el descubrimiento predictivo de dianas terapéuticas, ha desarrollado plataformas innovadoras de descubrimiento computacional para identificar nuevas dianas de medicamentos y, posteriormente, producir terapias de primera clase.

El ensayo clínico del anticuerpo anti-PVRIG, llamado COM701, tenía como objetivo evaluar la seguridad de las crecientes dosis de la terapia en pacientes con tumores sólidos avanzados, pero también demostró señales iniciales de actividad antitumoral en la población de pacientes fuertemente pretratados que participaron en el estudio.

“Estamos animados por el perfil de seguridad emergente y las señales iniciales de actividad antitumoral de COM701”, comentó la Dra. Anat Cohen-Dayan, presidenta y directora ejecutiva de Compugen.

“Si bien el objetivo principal de esta parte del ensayo era probar la seguridad y la tolerancia del COM701, nos entusiasmó observar señales tempranas de actividad antitumoral en la población de pacientes que participaron en el estudio”.

El estudio de fase 1, que se espera que incluya un total de aproximadamente 140 personas, actualmente está reclutando pacientes adicionales en Estados Unidos. Los datos clínicos preliminares se presentarán este viernes en Maryland durante la 34ª Reunión Anual de la Sociedad para la Inmunoterapia del Cáncer (SITC, por sus siglas en inglés).

“Nuestra hipótesis, basada en la ciencia de COM701 y PVRIG, es que las pacientes que tienen más probabilidades de beneficiarse serán aquellas con cáncer de mama, ovario, endometrio y cáncer de pulmón no microcítico”, explicó Cohen-Dayan e instó a la precaución a pesar de los resultados preliminares positivos.

“Eso no quiere decir que no funcionará en otras indicaciones de cáncer, pero hemos priorizado estos cuatro tipos de cáncer, cuyo tratamiento tiene la mayor probabilidad de éxito. Planeamos comprobar esta hipótesis en la siguiente fase del ensayo.”

Compugen anunció datos preclínicos para COM902, un anticuerpo terapéutico dirigido a TIGIT, otro nuevo objetivo de inmunoterapia descubierto por la compañía, en 2009. Los datos demostraron que la inhibición del TIGIT, desarrollado para el tratamiento combinado con COM701, puede mejorar la activación de las células T y aumentar las respuestas inmunitarias antitumorales. El hallazgo también se presentará esta semana en la conferencia.

“Creemos que un tratamiento combinado de COM902 con COM701 podría mejorar el impacto clínico de la inmunoterapia contra el cáncer en pacientes que no responden a los tratamientos aprobados. Como la única compañía con candidatos clínicos dirigidos tanto a PVRIG como a TIGIT, mantenemos una posición diferenciada en el espacio inmuno-oncológico”, dijo Cohen-Dayan.

Compugen anunció anunció este lunes que había recibido la aprobación de la FDA para su nueva solicitud de medicamento en investigación de COM902, dirigida a TIGIT en pacientes con cáncer avanzado. La empresa planea iniciar un ensayo clínico de fase 1 a principios de 2020 para pacientes que hasta ahora no se han beneficiado de las terapias estándar.

“Esencialmente, buscamos identificar nuevos objetivos de medicamentos para ensayos clínicos y que eventualmente lleguen a los pacientes”. El primer programa, dirigido a una diana de medicamento completamente nueva que descubrimos, está en estudios de fase 1, y se espera que el segundo comience los ensayos a principios del próximo año”, continuó.

“La meta de Compugen es ser la primera en su clase. Esperamos poder probar la teoría detrás de los nuevos objetivos de los medicamentos que descubrimos, y por qué deberían servir para ampliar la población de pacientes que se pueden beneficiar de las inmunoterapias contra el cáncer”.

El año pasado, la empresa firmó un acuerdo de colaboración en ensayos clínicos con Bristol-Myers Squibb (BMS) para evaluar la seguridad y tolerancia de COM701, en combinación con Opdivo (nivolumab) de BMS, en pacientes con tumores sólidos avanzados. En virtud de este acuerdo, BMS realizó una inversión de capital de 12 millones de dólares.

Además, Compugen colabora con la multinacional farmacéutica alemana Bayer, que está realizando estudios clínicos para un anticuerpo terapéutico inmuno-oncológico de primera clase dirigido a la proteína ILDR2, una de las primeras dianas potenciales de medicamentos inmuno-oncológicos descubiertas a través de la plataforma de la empresa.

“Estamos muy orgullosos de ser una empresa israelí en el proceso de ser una importante compañía biotecnológica innovadora en el panorama local, desde descubrimientos computacionales hasta ensayos clínicos, y colaboraciones con grandes farmacéuticas. A través de la asociación de nuestros programas en varias etapas del proceso de desarrollo de medicamentos, nuestro objetivo es mantener el valor dentro de la compañía tanto como sea posible”, concluyó.

Fuente: The Jerusalem Post 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

HTML Snippets Powered By : XYZScripts.com