California impone toque de queda por pico de casos de Coronavirus

La medida entrará en vigencia a las 10:00 p.m del sábado y se extenderá durante un mes, hasta el 21 de diciembre. El promedio diario de nuevos casos registrados es de 7,500, el más alto desde el inicio de la pandemia.

La agencia de noticias EFE informó este jueves sobre la entrada en vigencia de un toque de queda en el Estado de California ante el pico de rebrote de casos de COVID-19 que alarma a los estadounidenses.

La medida entrará en vigencia de las 10:00 p.m del sábado hasta las 5:00 a.m. del domingo y se extenderá durante un mes, hasta el 21 de diciembre.

La decisión del gobernador de la ciudad, Gavin Newsom, llega en momentos en le que el país ha superado el cuarto de millón (250.029) de muertos por la pandemia, mientras que los contagios rozan los 11.5 millones, de acuerdo con el recuento independiente de la Universidad Johns Hopkins.

California registra un promedio diario de 7,500 nuevos casos de coronavirus, la cifra más alta desde el inicio de la pandemia. En tanto Estados Unidos sigue como el país más golpeado por el virus con el 18.57 % de las muertes a nivel mundial y el 20.47 % de los casos.

A Estados Unidos le siguen en fallecidos Brasil con 166,699, la India con 130,993 y México con 99,026. En número de casos, la India es segundo, después de EE.UU., con 8.9 millones de contagios, Brasil es tercero con 5.9 millones y Francia, cuarto con 2.1 millones.

Nueva York, que fue epicentro mundial de la pandemia en abril, es todavía el estado con más fallecidos en Estados Unidos con 34,173, seguido por Texas (20,147), California (18,402), Florida (17,731) y Nueva Jersey (16,655).

Otros estados con un gran número de muertos son Illinois (11,468), Massachusetts (10,407), Pensilvania (9,463), Georgia (9,085) o Michigan (8,573).

El cuarto de millón de decesos se producen cuando EE.UU. está experimentando una explosión de infectados con cerca de 150,000 diarios y un nivel de muertes solo visto durante la primavera pasada.

Además, la cifra supera con creces las estimaciones iniciales de la Casa Blanca, cuyos expertos proyectaron en el mejor de los casos entre 100,000 y 240,000 muertes a causa de la pandemia.

El presidente saliente de EE.UU., Donald Trump, que ha subestimado en reiteradas ocasiones la peligrosidad del virus, rebajó esas estimaciones y se mostró confiado en que la cifra final estaría más bien entre los 50,000 y 60,000 fallecidos, aunque luego auguró hasta 110,000 muertos, números que también se han superado.

Por su parte, el Instituto de Métricas y Evaluaciones de Salud (IHME) de la Universidad de Washington, en cuyos modelos de predicción de la evolución de la pandemia se fija a menudo la Casa Blanca, calcula que para final de año EE.UU. llegará a los 320,000 fallecidos y para el 1 de marzo a los 440,000.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *