Brasil: renuncia el segundo ministro de Salud en un mes en medio del repunte de covid-19

En casi un mes y con los contagios de covid-19 acelerándose, Brasil ha visto renunciar a dos ministros de Salud que han externado su desacuerdo con las políticas del presidente Jair Bolsonaro de combate a la pandemia.

Nelson Teich anunció este viernes su dimisión a la cartera de Salud, cargo que asumió el pasado 16 de abril, el mismo día que el presidente anunció la remoción del anterior ministro Luiz Henrique Mandetta.

Teich no ofreció razón alguna al anunciar su renuncia en una conferencia de prensa. Sin embargo, había criticado un decreto de Bolsonaro que permitía la reapertura de gimnasios y salones de belleza.

Su predecesor también había criticado el manejo del mandatario de Brasil a la pandemia, quien se ha opuesto a las recomendaciones sanitarias que afectan la economía.

Mientras Bolsonaro ha minimizado el covid-19 como “una gripe pequeña”, lo que le ha atraído críticas del resto del mundo, Brasil superó recientemente a Alemania y Francia en casos del nuevo coronavirus.

Hasta este 16 de mayo, el país sudamericano registraba más de 218.000 casos y más de 14.800 fallecimientos, según el conteo de la Universidad Jonhs Hopkins de EE.UU.

¿Por qué renunció el ministro?

En una conferencia de prensa, Teich no reveló por qué había renunciado y simplemente agradeció a Bolsonaro la oportunidad de servir como ministro, además de elogiar al personal sanitario.

Sin embargo, en sus casi cuatro semanas en el cargo, se enfrentó con el presidente sobre cómo el gobierno ha lidiado con la epidemia.

Personas manejan ataúdes en Sao Paulo
Hasta este 16 de mayo, Brasil registraba más de 218.000 casos y más de 14.800 fallecimientos, según el conteo de la Universidad Jonhs Hopkins de EE.UU.

No estaba de acuerdo con el deseo del presidente de utilizar el fármacocloroquina como tratamiento general. El medicamento ha recibido gran atención en varios países, aunque la Organización Mundial de la Salud (OMS) dice que no hay evidencia definitiva de que funcione.

Teich también se enfrentó con el presidente por los planes de reapertura de la economía. Dijo la semana pasada que no fue consultado antes de que se emitiera una orden para la apertura de gimnasios, salones de belleza y barberías.

Su predecesor, Luiz Henrique Mandetta, dejó el cargo después de que el presidente Bolsonaro lo criticara públicamente por instar a las personas a practicar el distanciamiento social y permanecer en casa.

Mandetta y Bolsonaro
La relación entre Mandetta y Bolsonaro comenzó a desgastarse desde marzo.
raya

Una situación preocupante

Análisis de Katy Watson, corresponsal en Sudamérica

Perder a un ministro de Salud fue incómodo, pero perder dos en menos de un mes no solo es vergonzoso para Jair Bolsonaro, sino profundamente preocupante para Brasil.

El país se ha convertido en uno de los puntos más afectados por coronavirus y, en lugar de que los políticos intenten enfrentarlo unidos, la pandemia se ha vuelto una cuestión política. El líder del país no está brindando una guía a una población que realmente lo necesita.

Nelson Teich no dio ninguna razón para su partida, simplemente dijo que “la vida está llena de decisiones y decidí irme”, pero no se puso cara a cara con su jefe sobre el uso de cloroquina y su Ministerio de Salud fue ignorado esta semana cuando Jair Bolsonaro decidió incluir salones de belleza, peluquerías y gimnasios como servicios esenciales.

Parece que el trabajo del ministro de Salud para Bolsonaro es una tarea ingrata en este momento, pero es una vacante complicada en el peor momento posible en Brasil.

 

fuente:bbcmundo