BENJAMIN NETANYAHU SE REÚNE CON ENVIADO DE TRUMP: SUPUESTAMENTE PIDE CONSTRUCCIÓN ILIMITADA EN LOS ASENTAMIENTOS

El primer ministro Benjamín Netanyahu se reunió el lunes durante cinco horas con Jason Greenblatt, enviado del presidente Donald Trump para el proceso de paz en Oriente Medio, y dialogó sobre los esfuerzos para promover el proceso de paz y la construcción de asentamientos en Cisjordania.

Ambos abordaron la cuestión de la construcción de asentamientos “con la esperanza de encontrar una fórmula que conduzca a la paz y la seguridad”, dijo la Oficina del Primer Ministro, sin mencionar si lograron un avance para resolver la disputa entre Israel y Estados Unidos en este tema.

Un informe de la Radio del Ejército indica que en principio, Israel desea que se le permita construir dentro de los límites de todos los asentamientos, posiblemente triplicando la empresa de asentamientos. Hasta ahora, el gobierno de Trump sólo ha mencionado la continuación de la construcción en barrios judíos de Jerusalem Este como Pisgat Ze’ev, Neve Yaakov y Gilo. El problema sigue siendo conseguir el apoyo de Estados Unidos para la expansión de asentamientos fuera de Jerusalem, ya sea en asentamientos aislados o dentro de los principales bloques, dice el informe.

Netanyahu y Greenblatt, reiteraron el compromiso de sus países de promover una paz real y viable entre israelíes y palestinos, que fortalezca la seguridad de Israel y la estabilidad regional. Netanyahu dijo a Greenblatt que cree que bajo el liderazgo de Trump, es posible avanzar hacia la paz entre Israel y todos sus vecinos, incluyendo a los palestinos, y que espera trabajar en estrecha colaboración con el presidente de Estados Unidos para lograr ese fin.

Por su parte, Greenblatt reiteró el compromiso de Trump con la seguridad de Israel y ayudar a ambas partes a lograr una paz duradera mediante negociaciones directas.

En su reunión, ambos discutieron la necesidad de impulsar la economía palestina para mejorar la calidad de vida en Cisjordania y la Franja de Gaza. “El primer ministro expresó al Sr. Greenblatt su compromiso de fomentar la prosperidad de la economía palestina como una forma de mejorar las perspectivas de lograr la paz”, dijo el comunicado de la Oficina del Primer Ministro.

Funcionarios israelíes y estadounidenses señalaron que la visita de Greenblatt tiene como objetivo comenzar a estudiar detalladamente las posturas de ambas partes en el conflicto para impulsar un proceso diplomático y llegar a un entendimiento relacionado con la construcción de asentamientos israelíes en Cisjordania.

El martes, Greenblatt se reunirá con el presidente de la Autoridad Palestina Mahmoud Abbas y otros altos funcionarios en Ramala como parte de un intento de reanudar las conversaciones de paz tras años de estancamiento. El jueves dialogará con el líder de la oposición y presidente de la Unión Sionista, Isaac Herzog.

Greenblatt está acompañado de Yael Lempert, quien se desempeñó como directora del Consejo de Seguridad Nacional para asuntos de Israel durante la administración de Obama y ha permanecido en su puesto bajo el presidente Trump.

La visita de Greenblatt a la región se produce pocos días después de la conversación telefónica entre e Trump y Abbas en la que el presidente estadounidense invitó al líder palestino a la Casa Blanca. En la llamada, Trump dijo a Abbas que cree que la paz entre Israel y los palestinos es posible y subrayó que ha llegado el momento de lograr un acuerdo. Trump señaló que tal acuerdo no sólo daría a los israelíes y palestinos la paz y la seguridad que ambos pueblos merecen, sino que también traerá cambios positivos a la región y al resto del mundo.

Una declaración de la Casa Blanca indicó que Trump dijo a Abbas que el acuerdo de paz debe ser alcanzado a través de negociaciones directas entre israelíes y palestinos, y que Estados Unidos está interesado en trabajar con ambas partes para lograr ese objetivo. Trump agregó que Estados Unidos no debe imponer una solución a las partes y se opondrá a que un lado imponga una solución sobre el otro.

Según los informes, la administración estadounidense está considerando cómo proceder tras la inminente visita de Abbas a Washington. Una posibilidad sería celebrar una cumbre regional en Egipto o Jordania con la participación de Trump, dijeron fuentes cercanas al presidente citadas por el diario hebreo Yedioth Ahronoth.

Trump tiene la intención de visitar Israel durante el primer año de su presidencia, informó el diario, y podría combinar el viaje con una cumbre de este tipo.

Otra posibilidad es que Trump invite a Abbas y a Netanyahu a la Casa Blanca para anunciar la reanudación de las conversaciones directas.

Con información de Haaretz y The Times of Israel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

HTML Snippets Powered By : XYZScripts.com